cabeza castellano
Versión para imprimir de este documento
Grabar en formato PDF
Guardar pdf
Enviar la referencia de este documento por email

19/07/2012 - Chile

Frente a la adversidad, más organización

Tras ciertas persecuciones vividas, las compañeras de Margen mantuvieron reuniones con vecinos y autoridades policiales para sensibilizar y transformar.

Luego de que un programa periodístico filmara a trabajadoras sexuales con cámara oculta, Margen elaboró un comunicado repudiando la acción del canal (ver nota) y solicitando el derecho a réplica, que les fue negado.

El programa televisivo, con apoyo de la policía civil y oficial, registró durante seis meses a trabajadoras sexuales del barrio de San Antonio con una cámara oculta, violando la intimidad de las mismas y retratando la realidad de su contexto parcialmente, sin hacer ningún aporte para mejorar la situación de las compañeras chilenas, además de estigmatizarlas aún más.

Frente a la dificultad de expresarse por el mismo medio que las había afectado en su intimidad, las compañeras chilenas iniciaron un trabajo de sensibilización con los vecinos del barrio a través de asambleas con las juntas vecinales. "Era importante sensibilizar, que los vecinos supieran cuáles son nuestras realidades y necesidades y que dejaran de vernos como algo raro. Mostrarnos como mujeres, como madres, esposas, abuelas, además de ser trabajadoras sexuales”, explicó Herminda González, presidenta de la Fundación.

Desde la organización chilena, también implementaron encuentros con trabajadoras sexuales para discutir sobre la importancia de organizarse para enfrentar las dificultades que se les presentan. A partir de las reuniones se realizó un breve diagnóstico colectivo sobre las problemáticas más frecuentes como la explotación laboral, los malos tratos en los servicios de salud, la violencia policial y la discriminación. A los encuentros la Fundación Margen llevó un abogado, quien asesoró a las compañeras sobre sus derechos frente a la detención, por ejemplo, de la policía.

Otra de las medidas que implementó Margen fue conseguir el apoyo del Ministerio de Salud para entablar relaciones con autoridades de la Policía de Investigaciones (PDI) y Carabineros de Chile, para visibilizar el trabajo de prevención de VIH y de capacitación en el barrio que lleva adelante la organización.

"Frente a los abusos y la impunidad, factores que nos vulneran, respondemos con organización para defender nuestra libertad de trabajo, conocer nuestros derechos, hacer frente a la violencia policial e institucional y exigir políticas públicas para nuestro sector", concluyó Herminda, convencida de que es el reconocimiento y el respeto lo que generarán sociedades más justas y democráticas.