cabeza castellano
Versión para imprimir de este documento
Grabar en formato PDF
Guardar pdf
Enviar la referencia de este documento por email

1/06/2016 - Argentina

Lanzarán Frente para defender Derechos de Trabajadoras y Trabajadores Sexuales en Argentina

Organizaciones sociales, políticas, culturales; activistas, académicos/as, artistas, políticas/os y periodistas se aliaron para defender los derechos de las personas que ejercen el Trabajo Sexual y crearon FUERTSA, Frente de Unidad Emancipatorio por el Reconocimiento de los Derechos de Trabajadoras/es Sexuales en Argentina.


En el marco del Día Internacional de las Trabajadoras Sexuales, distintas organizaciones sociales, políticas y culturales, periodistas, académicos/as y artistas lanzarán FUERTSA, un Frente político para fomentar la promoción, protección y garantía de los Derechos Humanos y Laborales de las personas que ejercen el Trabajo Sexual en Argentina. El lanzamiento será el miércoles 1 de junio a las 19hs en el salón Germán Abdala de la CTA (Piedras 1065 C.A.B.A)

Participarán como Panelistas, Ornella Infante, Representante de ATTTA; Mario Pecheny, Politólogo e Investigador UBA/CONICET; Georgina Orellano, Secretaria General Ammar Nacional; María Rachid, Legisladora Porteña (MC), Alberto Stella, Titula de ONUSIDA para el Cono Sur y Osvaldo Bayer, Historiador y Escritor.

Un Frente contra la vulneración de derechos

La iniciativa tiene como propósito trabajar por la derogación de las múltiples normas que criminalizan y/o penalizan el Trabajo Sexual, visibilizar la vulneración de derechos y la Violencia Institucional hacia las personas que ejercen esta actividad y promover un entorno social libre de prejuicio, estigma y discriminación hacia ellas. De igual forma se plantea apoyar políticas públicas dirigidas hacia aquellas personas que buscan alternativas laboraales al Trabajo Sexual.

FUERTSA está integrado por la Asociación de Mujeres Meretrices de la Argentina (AMMAR CTA), ONUSIDA, la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (FALGBT), la Asociación de Travestis, Transexuales y Transgéneros de Argentina Red Nacional (ATTTA), la Fulana (Espacio de lesbianas y mujeres bisexuales), la Mesa Nacional por la Igualdad, Fundación Huésped, la Red Argentina de Jóvenes y Adolescentes Positivos Nacional y C.A.B.A, entre otras organizaciones a nivel nacional y provincial.

También hacen parte del Frente diputadas y legisladores/as como Silvia Horne, María Rachid (MC), Lorena Saponara (MC) de la provincia de Mendoza Y Rubén Ceballos (MC) de Catamarca; académicos/as de distintas ramas de la Ciencias Sociales vinculados al CONICET y a universidades como la UBA, UNL, UNCa; actrices como Malena Pichot, Señorita Bimbo Godoy y Natacha Jaitt, periodistas de distintos medios, músicos, escritores y activistas y defensores de Derechos de diferentes colectivos.

Ausencia del Estado

En Argentina el Trabajo Sexual voluntario no es un delito, sin embargo, en 18 provincias continúan vigentes artículos contravencionales que criminalizan con multa y/o arresto su ejercicio en la vía pública. Las Trabajadoras y Trabajadores Sexuales no tienen acceso a una obra social ni a aportes jubilatorios y existe una confusión entre Trata y Trabajo Sexual que habilita allanar los departamentos privados de Trabajadoras Sexuales Autónomas. Además, quienes ejercen de manera consentida son siempre sospechadas de ser víctimas.

Para los integrantes de FUERTSA “la estigmatización, la falta de derechos y el contexto de criminalización de las Trabajadorxs y los Trabajadores Sexuales afectan de manera directa su libertad, seguridad, salud y hasta su vida”, dice el documento de presentación del Frente. En este sentido, plantean como eje fundamental promover un contexto favorable, en el cual el trabajo sexual no esté condenado desde el punto de vista legal ni social, mediático y/o ético-moral.

Consideran que “un cambio legislativo y cultural es necesario para el empoderamiento de quienes ejercen la actividad y sus entornos sociales”. De esta forma, dicen, se contribuiría a crear un país más igualitario, tal como lo demostraron las experiencias recientes de ampliación de derechos a partir de la promulgación de las leyes de Matrimonio Igualitario y de Identidad de Género.