cabeza castellano
Versión para imprimir de este documento
Grabar en formato PDF
Guardar pdf
Enviar la referencia de este documento por email

25/08/2014 - Argentina

Desde AMMAR, en alianza con SEX Asistent realizamos encuentro sobre Trabajo Sexual y Discapacidades Funcionales

El 20 de Agosto organizamos la jornada sobre “Trabajo sexual y discapacidad funcional”, en la Legislatura Porteña. El evento fue co-organizado con Silvina Peirano, fundadora de SEX Asistent.

SEX Asistent es una asociación encargada de promover los derechos sexuales y reproductivos de las personas que viven con una discapacidad funcional. La jornada contó con la participación de Legisladores, especialistas y representantes de AMMAR Nacional y Capital.
Durante el encuentro se desarrollaron dos paneles, uno titulado: ¿De qué hablamos cuando nos referimos a Asistencia Sexual en diversidad funcional/discapacidad? Y otro, en el que se compartieron experiencias, reflexiones y prácticas con testimonios en primera persona.
Como representante de Ammar Georgina Orellano tomó la palabra y señaló: “Muchas madres, ante la ausencia del Estado y de una legislación clara, acuden a trabajadoras sexuales para que atiendan los deseos de hijos con discapacidad‎. Dentro de la reglamentación del trabajo sexual, por el que nosotras luchamos, también vamos a intentar incorporar el tema. Lamentablemente la sexualidad se vive como un tabú y se criminaliza el trabajo sexual, por ello apelamos a la voluntad política para que se debata el trabajo sexual autónomo, que es la madre de las batallas, para luego adentrarnos en nuestros servicios de asistencia a discapacitados”. Y agregó, “en este caso el que tiene la gran discapacidad es el Estado, que es ciego y no ve la problemática. Es una temática a trabajar”.
Asimismo, Silvina Peirano, fundadora de SEX Asistent, Profesora en Educación Especial y orientadora sexual en discapacidad, aseguró que: “Hay que reconocer a las personas con diversidad funcional como ciudadanos de derechos, no de aceptación. Si seguimos pensando en ellos como personas a las que hay que integrar o incluir, y no como ciudadanos, nunca vamos a salir de una visión asistencialista. Legalizar la figura del asistente sexual sería un gran avance”.
Además, participaron del evento personalidades como: Remigia Cáseres, Secretaria Nacional de Discapacidad de la CTA; Verónica Arauzo, Presidenta de la Asociación de Profesionales del Sexo de Catalunya, España y Norberto Butler, Profesor en Filosofía y Letras.
Remigia Cáseres afirmó: “‎desde la CTA apoyamos la sexualidad en todos los ámbitos, también en situaciones de discapacidad. Sostenemos que la sexualidad y la discapacidad van de la mano. Hay que derribar las barreras que dicen que los discapacitados no puedan tener sexo”.
Otro de los participantes, Norberto Butler, quien se encuentra afectado de poliomielitis y vive en el Hospital Mario Ferrer, manifestó: “La sexualidad también es una necesidad y muchos no lo quieren pensar. Si no nos damos cuenta que este tema sigue siendo tabú, no lo vamos a cambiar. Muchas veces, en el discapacitado cae la autoestima, la visión de sí mismo, y la asistencia sexual, en ese sentido, podría ser muy positiva”. Por su parte, el filósofo Víctor Pagano destacó: “Hay mucho que desestigmatizar, no hay nada que ennoblecer, porque no hay nada que sea vil”.
Decenas de personas participaron de esta jornada en la que pudimos debatir y exponer diversas posturas, reconociendo la necesidad de trabajar, en forma conjunta, en una Ley que regule el trabajo sexual autónomo, reflexionando sobre el derecho de las personas con diversidad funcional para disfrutar del sexo.